jueves, 15 de diciembre de 2016

V CERTAMEN PLEAMAR DE LA POESÍA ROMÁNTICA 10 MENCIONES HONROSAS

Los premios se entregaran en un acto a celebrarse el sábado11 de febrero de 2017 a las 19 horas, en el Aula Magna de la Universidad de Quequén, calle 508 y 517 Quequén, Partido de Necochea.

MENCIONES HONROSAS


PRIMERA MENCION HONROSA

NOSTALGIAS

Al abrigo de un leño carmín encendido,
juguetean sueños, rondan ilusiones.
Un libro me inunda de dulces poemas,
metáforas ávidas descubren pasiones.
Pienso en ti y espero, las llamas contemplo,
la pregunta aflora, ¿aún tú me recuerdas?
¿aún ves en tus noches de mayor nostalgia
aquella que puso colores en tu alma?
Silentes respuestas, llega la alborada,
Los sueños se rinden, las ilusiones callan.
Ya el frío me cubre, el leño… se apaga.
Los poemas siguen, el libro me llama,
y en el laberinto de mis pensamientos
cansancio y pesares derriban mi alma.



INÉS MARIA QUILEZ DE MONGE
 SAN FRANCISCO-CÓRDOBA

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX 

SEGUNDA MENCIÓN HONROSA

Me Quiere, No me quiere

Es todo un juego,
Y acá estamos los dos sentados en un campo soleado,
Mirando cómo pasan las oportunidades,
Esperando que el viento deje de correr por nuestra cara.
Ya rompimos todas las margaritas,
Y ahora vamos por los girasoles
Pero me siguen quedando dudas,
Si me quiere, o no me quiere
Qué satisfacción tengo cuando te escucho hablar,
Puedo estar horas tan solo mirándote a los ojos,
Tal vez sin decir ni una sola palabra,
Esperando ese gran final que siempre me contás.
Nos hacemos los tontos para no perder en el juego,
Vos siempre querés ganar.
Como perdedor ya tengo experiencia,
No la voy a dejar ir tan fácil.
El último pétalo lo tengo yo
Y creo que ya sé que me toco…


Ezequiel Vicente Magrini
Mar de Ajo, Argentina

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

TERCERA MENCION

¿ME PREGUNTAS...?

¿Qué es un beso me preguntas?
¡Pues amor..! ¿Sabes…? ¡Los besos
nacen un día de esos
entre dos personas juntas…!
¡Sueñan sin hacer preguntas
y al mirarse así... de frente
bajo una luz macilente
se hace un silencio profundo
y gira apurado al mundo
ante un beso tan ardiente...!
¡Y la mente se obnubila
se trastorna el pensamiento
no hay un solo movimiento
solo una luz que titila...!
¡El alma sola destila
enardece tu sentir
y te hace solo vivir
los instantes tan preciosos
que dos labios amorosos
sellan un mismo sentir...!




 MARGARITA DIMARTINO de PAOLI
 MAR DEL PLATA – PCIA.de BS.AS.

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX


CUARTA MENCION


Amor

Sentirte cerca es renacer cada mañana
con la tibieza de tu piel entre las sábanas
y la dulzura de tu aliento acariciándome         
Antes que el sol asome a mi ventana.

Sentirte cerca es postergar el desayuno
con la primer caricia matutina
demorando el ingreso a la rutina
que define mis pasos uno a uno.

Sentirte cerca es olvidarme de mí mismo
y convertir mi vida en torbellino
sabiendo que tu amor es mi destino
y que sin ti caería en un abismo.  

Sentirte cerca es apurar la copa
de este amor que transita mi deseo
enredado en las curvas de tu cuerpo
y perdido en las mieles de tu boca.

Susana Noemí Carrasquera
NEUQUÉN, ARGENTINA


XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

QUINTA MENCIÓN

Hoguera de amor

En la huella que el tiempo no olvida,
en los surcos que el viento deja,
 en los jardines que la mano borda,
pernoctan las horas vividas
esperando volver a renacer.

La roca gastada por el tiempo
se dejaba acariciar por el viento,
 mientras yo besaba
el tejido negro de tu cabellera
 que flameaba como bandera
 camino del cielo.

Recuerdas vida mía
el canto de las gaviotas
cuando se bañaban en la playa,
las flores poseídas por las mariposas
absorbían la pasión que nos desbordaba.

Recuerdas que un coro de ángeles surgía
cuando nuestros cuerpos ebrios de amor
 se mecían al compás de la brisa
mientras la arena se acomodaba
invadiendo la virginidad de los poros.

Recuerdas que el crepúsculo
devoraba sin prisa la tarde,
 el sol enojado y envidioso
 se retiraba dejando paso a la luna
 que asomaba con su negligé de plata
acariciándonos con su timidez.

Recuerdas que las estrellas
suspiraban con un eco de destellos
cuando nuestros cuerpos se unían
y el mar con sus jinetes sitiaba la playa
apagando la música de nuestros orgasmos.

Hoy la nieve viste mi cabellera
aquellos días felices
quedaron esculpidos en la roca
nuestra hoguera encendida en la playa
 habla de nosotros dos.

Galvarino Orellana
Suecia


XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

SEXTA MENCIÓN

ELLA.

La miro con mis ojos cansados,
trato de imaginarla inquieta y fatalmente hermosa.
Intento en vano construir un camino hasta sus labios,
Y choco con su sonrisa que está ahí; dibujada en la arena de su indiferencia.
Sus palabras me golpean como filosos puñales,
Calientes y oscuros,
Sus pocas palabras me duelen más que su indiferencia,
Sus palabras que se vuelven humo.
La miro y los sueños huyen cuando la espera se hace larga,
Y solo tengo su imagen,
Que a veces me desvela,
Su imagen que vuelve amarga,
En blanco y negro,
Dibujada entre la noche,
Cada vez que la espero.
La miro y eso es todo,
No puedo hacer otra cosa,
Solo admirarla,
Enviarle palabras urgentes,
Soñar con abrazarla,
Nombrarla,
Mirar sus ojos y defenderme.
***

 Enrique Gabriel Figueredo.
Montevideo/Uruguay.

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX


SEPTIMA MENCIÓN


CERCANÌA

Cómo no querer
reunir espíritus
y conjuros
para tenerte aquí,
en una tarde de otoño,
con melancolías de playa…
Seguramente algún alado destino
te traerá a mis rincones.
La buena luna espiará
cuando te cobijes en mí.
Como siempre. Como nunca
quiero esta ceremonia
de probar tu boca
por primera vez,
en una buena noche argentina.
Escaparemos a nuestra intimidad
con la magia y las ansias
de una espera demasiado larga.
Pero si no venís
el buen cóndor me llevara a vos,
en algún lugar del mundo
donde tenga arraigada tu presencia.

DANIEL HORACIO BRONDO
Ciudad de Buenos Aires



XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX


OCTAVA MENCION

 TU VOZ

Si examinas mi rostro, lentamente,
encontrarás tu voz en mis mejillas,
encontrarás tu aliento dibujado
en cada entorno oscuro de mi piel.
Grabas, sobre mi vacío,
un fluir de palabras abrasadas,
y aunque guardo silencio, nunca antes,
había hablado tanto, nunca antes.
He destrenzado, tantas veces,
todo mi corazón, para cantarte,
para arrullar tu cuerpo, celebrando,
todo el que brota de mis labios.
En el suave calor de tus palabras,
voy dejando mi nombre,
voy dejando todo el que soy,
un gemido apagado como el sueño.
En la brisa desnuda que me traes,
en la brisa desnuda que después,
te vuelve transparente, descubriéndote
con tu cálido abrazo, hasta fundirlo.
Amarrado a ti, hasta que sea aire,
junto al aire, solamente,
aire donde se mezclan nuestras almas
igual que se ha mezclado nuestro aliento.

                                                                   Josep Manuel Segarra Bellés
                                                                                                                             QUART DE POBLET (València)

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

NOVENA MENCION


Corazón rendido

Recuerdo aquel rojo día
la tarde miraba fijo
hacia esa plaza con almas,
de penas y de chiquillos,
Y tras mis pasos tranquilos,
recuerdo tu abrazo tibio
y que te besé hasta el alma,
mientras jugaban los chicos.
De la vieja iglesia salían
mujeres, ramos de olivo,
y una canción misteriosa
que el viento llevó a tu oído.
Un sol tímido regaba
algo como amor dolido;
parecía acariciarnos,
temblando entre los racimos
de nubes que se apuraban
surcando algún paraíso.
Un colibrí asustado
llevaba muy dentro mío
y hablamos de la alegría,
del tiempo de los delirios
que nos embriagaban cuando
juntos soñábamos irnos.
La noche desde las sombras
planeaba un acto sombrío,
tejiendo su sacrilegio,
rasgar la tarde sin brillo
quebrar el cielo con fuerza,
desenfundar un cuchillo,
un duelo entre las espadas
de los destinos vencidos.
Una muralla crecía
hasta alcanzar el hastío
mientras el mundo giraba
como infinito tiovivo.
Tu voz se volvió tan tenue
tus ojos miraron el piso
y cuando se levantaron
sentí que no eran ya míos.
Llorando ya sin llorar
me hablaste de otro destino;
yo, hablando ya sin hablar
tragué mi propio martirio.
El cielo ya se apagaba
se reveló el espejismo,
la luna en cenit reinaba
como diosa del olimpo.
Los niños seguían riendo
mientras cantaban los grillos;
el mundo ni se inmutaba
mi cuerpo era un laberinto.
En esa plaza olvidada
por hombres y por chiquillos
dejé por allí sembrado
a mi corazón rendido.
                                                   
Emiliano Salvucci
Córdoba - Argentina


XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

DECIMA MENCION

HUELLAS

Puedo descubrir tus huellas en las mañanas
cuando sólo eres el anuncio de un nomeolvides
el crepúsculo que se prolonga como un grito
en medio de las calles.
Todo podrá ser un después en sus inicios
pero ahora tengo como testigo las horas,
anunciando la llegada de las palabras
nunca dichas.
Es cierto que no me han faltado moradas
en el horizonte,
mas un eco insiste con tu figura
y soy a lo sumo la certeza
de lo nunca habido
los sonidos haciendo sus distancias:
llanto camino
nubes rocío
y al fin tus huellas,
siempre tus huellas.
Ellas son posibles
porque eres algo más que la brisa:
risa canto agua
la noche de los deseos
las palabras del silencio
el silencio que retorna con el eco
el eco que llega con la lluvia
la lluvia que trae las huellas...
Y tú, ¿dónde estás?
¿qué nueva duda has sembrado?
¿a qué arcoíris robaste
la costumbre de los amaneceres?

Rufino Modesto Pavón Torres.

Holguín, Cuba

No hay comentarios:

Publicar un comentario