sábado, 9 de junio de 2018

2° A 11° PREMIOS DEL I CERTAMEN INTERNACIONAL DE MICRORRELATO A “LIONEL MESSI ”


SEGUNDO PREMIO

Fútbol Adso de Melk
¿Conocerían a La Maga? ¿Desviarían al menos un momento su mirada lineal para tratar de vislumbrar (porque a eso es a lo único que se puede aspirar, pero hay que intentarlo) el Aleph? Eso me preguntaba mientras veía las pupilas hambrientas de los muchachos devorando las imágenes, mientras los diarios deportivos, las radios deportivas, los hombres en los cafés, las mujeres en los mercados, diseccionaban segundo a segundo la magnífica jugada de Messi que terminó en gol, mientras mi Whatsapp rebosaba de comentarios y parecía que la ciudad se hubiera curado mágicamente de todos los problemas y conflictos.


Miguel Nombela
Toledo, España

TERCER PREMIO

¿Cómo lo hace él?
Caído en el potrero, reclame falta, no hubo quejas.
Balón al suelo, barrera alineada, me dan unos últimos consejos.
Solo recordé como lo hace Lio, me agache, ate los cordones, observe el arco, al portero, la distancia, como lo hace él. Acaricie con mi pie el balón, tratando de no sacar mi izquierda rápidamente, acompañar al balón, como lo hace él. El balón se elevo con gracia sobre la barreara, girando en su eje, marcando una hermosa parábola, el espíritu messiánico me invadió, pero el balón nunca bajo, estrellándose en la ventana de Doña Celia.

Jorge Eduardo Aubert
  Malvinas Argentina, Almirante Brown, Buenos Aires

CUARTO PREMIO

EL ÚLTIMO GOL
Fue condicionado a crecer por sus goles y aquella noche desafió hasta las barreras invisibles para seguir nutriendo su grandeza.
De un dribling sacó a cinco rivales, de otro, al resto y rumbo al arco, desesperado ingresó el técnico, sus asistentes pero también los sacó; entró la policía y los sacó; entraron los bomberos y los sacó; enfrentándose a sus compañeros los sacó; entró el público e igualmente los sacó.
Vacío el estadio y en medio un silencio sepulcral, sacó también a los fantasmas…
Solo Dios pudo ver aquella noche a la pulga gigante digerir su cocción.
AUTOR: GONZALO PRIETO BARRERA
   Cedritos, Bogotá, Colombia.

QUINTO PREMIO
MISIÓN
“Estamos reunidos en el Parlamento con la intención de formalizar la misión encargada a Lionel Messi, a llevarse a cabo en el planeta tierra.
Nos valdremos del futbol, deporte muy popular en aquellos lugares. Además mostrará aptitudes personales como: generosidad, modestia y compañerismo.
Esta misión es secreta.
No podrá develar su origen hasta Julio de 2018, fecha en que lo condecorarán Campeón Mundial, jugando para Argentina, país donde lo haremos nacer.
El objetivo es preparar una imagen positiva para los colonos, que en el futuro enviaremos”
¿Recuerdan los títulos de los periódicos?
“Un verdadero extraterrestre jugando”
¿Sabrían algo?
  Luis Antonio Ruocco
Pehuajó Pcia de Bs As (6450)


SEXTO PREMIO

Desafío
El desafío era en la cancha de siempre; el ganador sería el que anotara el gol más lindo. Encaré al arquero, lo eludí y la toqué con el arco libre; él gambeteó a dos jugadores, se la picó al arquero y se alejó mientras gritaba el gol. En la segunda oportunidad, frente al arquero, definí de caño, pero él dibujó una chilena y volvió a derrotarme. Pensé, sinceramente, que podía vencerlo, pero en este deporte es imposible, al fin y al cabo yo soy sólo Dios y él Lionel Messi.


 Diego Gastón Ibarra
 Tigre, Argentina


SEPTIMO PREMIO
Los dos fenómenos
Sólo a mí se me ocurre desayunar con un astrofísico el día después que Messi juega el partido de su vida.
Pedimos café y mi amigo Alberto abrió el diario para mostrarme un artículo sobre un extrañísimo fenómeno gravitatorio registrado en puntos precisos del planeta.
Ves el color rojo, dijo; ayer en esos lugares, todo pesó, durante segundos, el doble de lo habitual. La gravedad de Júpiter… Hubo aviones que… Media hora llevaba hablando cuando le arrebaté el diario. Entonces, le dije:
“Ahora entiendo por qué anoche los rivales parecían estatuas de cemento cuando Messi los gambeteaba”.



Marcelo Guillermo Coccino
  Roldán (Santa Fe) Argentina




OCTAVO PREMIO
Y EL SÉPTIMO DESCANSÓ
Obedeciendo el trazo de su gambeta la pelota rueda sobre el césped, traspone la línea del horizonte blanco bajo el arco iris y brota espontáneo el sublime grito universal: - !GOL¡-
Miles de gargantas corean el nombre de Messi mientras resuena potente la voz del estadio:
-“Este es mi hijo amado en quien tengo complacencia, mi representante celestial en la cancha”-
En su día de descanso Dios se deleita con su máxima creación futbolística y por noventa minutos es un hincha mas venerando a Lionel.
Raúl Oscar D”Alessandro
Mar del Plata 


NOVENO PREMIO

NUESTRA JOYA ARGENTINA
No soy aficionada al futbol, pero es innegable que la persona de Lionel Andrés Messi Cuccittini, traspasa ámbitos y fronteras.
Tuvimos la suerte de que en el año 2000 decidiera venirse a Cataluña, Barcelona para probar suerte y efectivamente encontró en el BARCELONA F.C. un lugar donde desarrollar sus facultades futbolísticas, una gran familia que lo acogió y una afición que lo elevó a los altares. Mi nieto me recuerda siempre que Cristiano dijo: Dios me ha dicho que soy el mejor del mundo y Messi con su talante habitual le contesto.- Yo no te dije eso.



Felisa Vera López
 Vilassar de Mar
BARCELONA ( España)

DÉCIMO PREMIO 
Con Messi no se juega
Con mis amigos competimos en todo, en el fútbol, en los juegos de mesa, por la mejor nota de la escuela, por la chica más linda del baile. Eso sí, ninguno quiere tener ventaja sobre el otro. Por eso, en el fútbol, los que tienen más resistencia fingen cansancio pasando los cuarenta minutos; en el pictionary, los que saben dibujar lo hacen con la mano izquierda; en la escuela, ninguno estudia; en el baile, solo podemos usar una serie de frases preestablecidas. Por eso cuando nos juntamos a jugar al PES nadie juega con Messi.




Mercedes Fernández
Mendoza, Argentina

UNDÉCIMO PREMIO


De tu silencio.
Como ausente paseas sobre el césped antes del partido. Piensas en blaugrana sobre Rosario, oyes el aliento en catalán mientras rindes culto a Celia. Los cien mil del Camp Nou te seguirán donde tú los lleves. Aguantas el terrible peso de la ilusión de dos países, dos elásticas, dos pasiones incondicionales. Nunca fallas, nunca te rindes. El rugido solo espera, espera al 10.

A sangre y fuego estás grabado en nuestros corazones. Lejos queda tu patria, Barcelona te entrega su amor. Asado con pà amb tomàquet, una sonrisa y el gol. ¿Para qué sirven las palabras?.
Jordi Manau Trullàs
Terrassa, Barcelona (España)

No hay comentarios:

Publicar un comentario